¿Cómo operas sobre índices?

¿Cómo operas sobre índices?
índices

Cómo operar online en índices

HAZ CLIC AQUÍ

para ver una lista completa de nuestros Índices
y spreads típicos

Probablemente ya te has encontrado en las noticias con nombres de índices de bolsa tales como el FTSE 100, S&P 500, el Dow Jones o el DAX 30. Índices como estos han ido pasando de manera creciente a formar parte del lenguaje cotidiano en los ámbitos del trading y la inversión, y es comprensible: su popularidad está al alza.

Un índice sigue y mide una colección en particular de acciones y se usa para evaluar el desempeño de un sector, una región o la economía de un país. Por ejemplo, un índice importante como el alemán DAX 30 mide el desempeño de las 30 mayores empresas alemanas, mientras que el índice NASDAQ 100 mide el desempeño de un grupo de empresas americanas principalmente del sector tecnológico.

Con miles de acciones disponibles en las diversas bolsas importantes de todo el mundo, los índices son una manera eficiente de hacer seguimiento y medir el desempeño general y el sentimiento del mercado, pero ¿cómo funcionan?

¿Cómo funcionan los índices?

Generalmente, si el valor de un índice de bolsa aumenta o se reduce eso es una indicación del desempeño general de todos los valores componentes de ese índice en particular. Sin embargo, el movimiento en el valor del índice no indica que los precios de todos los componentes del índice se mueven arriba o abajo al mismo tiempo. El valor del índice es un promedio, y cuando este promedio sube el valor de algunas acciones componentes puede estar subiendo al mismo tiempo que el valor de otros está bajando. Esta particular característica de los índices nos lleva a una pregunta importante.

¿Cuáles son las ventajas de operar en índices?

Los índices son una buena alternativa a otros mercados financieros por diversos motivos. Una de las principales ventajas de operar en índices es que, a diferencia del trading con acciones individuales, con los índices puedes beneficiarte del desempeño neto de un conjunto de acciones. Esto significa que si una única empresa va mal el valor del índice todavía puede subir, mientras que si tienes acciones de una empresa que fracasa es probable que pierdas tu inversión. Los índices ofrecen una diversificación instantánea en comparación con el mercado de valores.

Adicionalmente, operar sobre índices es relativamente menos volátil en comparación con operar sobre otros mercados financieros, dado que ninguna acción individual puede provocar picos extremos en el precio. Esto hace que el movimiento del precio de los índices sea mucho más suave. No obstante, los índices a menudo reflejan amplios efectos de los cambios económicos y políticos, y por tanto siguen ofreciendo volatilidad suficiente a los traders como para encontrar oportunidades de trading potencialmente rentables. También es beneficioso que los índices son mercados establecidos con poca posibilidad de manipulación de los precios.

Sin embargo, al igual que ocurre en cualquier mercado financiero los índices también tienen algunas desventajas. Algunos índices son menos líquidos que otros mercados. Esto significa que en algunos índices podría ser más difícil operar, y que pueden acarrear costes más altos por operar. Además, aunque algunos traders pueden operar fuera de horas, normalmente el trading con índices se limita a los horarios estándar de mercado. Por consiguiente, puede haber más huecos de mercado en comparación con otros mercados como Forex, en el que esencialmente se negocia durante las 24 horas del día.

Pese a estas desventajas, los índices protagonizan constantemente los titulares de las noticias financieras, y existe potencial para ganar dinero con ellos. Esto significa que con una buena planificación y algo de trabajo es posible sacar partido a sus ventajas y operar con éxito sobre índices.

¿Cómo se opera online sobre índices?

Los índices son puramente nocionales, y por tanto la única manera de operar con ellos es a través de productos que reflejan su desempeño. Dichos productos incluyen futuros, fondos cotizados (ETF), contratos por diferencia (CFD) y fondos indexados. Los CFD quizás sean la manera más popular de operar sobre índices, y por un buen motivo. Estos instrumentos financieros permiten a los traders especular sobre los movimientos en el precio de los índices sin asumir título de propiedad sobre el activo subyacente.

¿Por qué operar con CFD sobre índices?

Una de las mayores ventajas de operar sobre índices por medio de CFD es que, a diferencia de la inversión tradicional, los CFD te permiten beneficiarte tanto en mercados que suben como en los que bajan. Además, los CFD te dan una ventaja en comparación con los otros productos que puedes usar para operar sobre índices.

Por ejemplo, a diferencia de los futuros sobre índices, si operas con CFD estos no tienen fecha de vencimiento. Esto significa que con los CFD puedes elegir mantener abierta tu posición más allá de ciertas fechas, o hasta que logres cierto margen de beneficio. Los futuros sobre índices también incluyen elementos tales como una prima por intereses futuros, lo que puede resultar bastante confuso.

Si tienes una cuenta de trading muy pequeña, operar con ETF no es tan flexible como operar con CFD. Los CFD son productos apalancados, y por tanto puedes comenzar a operar con margen, que normalmente supone tan solo una pequeña fracción del capital que normalmente tendrías que desembolsar. En términos simples, a menudo resulta más sencillo comprender los CFD sobre índices y operar con ellos que con otros productos.

¿Cómo operas con CFD sobre índices?

Aunque los CFD sean instrumentos financieros complejos, el enfoque correcto incrementará tus posibilidades de tener éxito en el
mercado de CFD sobre índices. Puedes desglosar tu enfoque como sigue:

1. Aprende sobre el mercado

De manera similar a lo que ocurre con otros mercados, resulta importante comprender cómo funciona todo. Con los CFD sobre índices has de conocer cómo funcionan los CFD además de saber cómo funciona el trading sobre índices. Al estudiar los diferentes aspectos del trading sobre índices resulta clave no pasar por alto los siguientes aspectos básicos:

Cómo se calculan los índices de acciones de bolsa

Antes de que puedas evaluar el desempeño de un índice, resulta importante comprender cómo se calcula su precio. Se usan diferentes fórmulas para determinar el precio de los índices, pero pueden agruparse en dos categorías principales.

Índices ponderados por valor de mercado

Los índices ponderados por valor de mercado se calculan en función de la capitalización total de sus empresas componentes. La mayoría de los índices mundiales se valoran de esta forma, con el FTSE 100 y el DAX 30 como ejemplos clásicos. Ponderar por capitalización significa que cuanto más alto sea el valor total de mercado de una empresa mayor es su impacto en el valor del índice.

Por ejemplo, supongamos que el valor total de todas las acciones que componen un índice es de 100 millones de USD. Si la capitalización de mercado de la empresa A es de 3 millones de USD y para la empresa B es de 10 millones de USD, la empresa A supone un 3% del índice, mientras que la B tiene un valor del 10%. Esto significa que la empresa B ejercerá un impacto mayor sobre el valor del índice en comparación con la empresa A.

Con el sistema ponderado por valor de mercado, el peso de cada acción se calcula como (precio de la acción x número de acciones) / capitalización de mercado de todas las acciones.

Índices ponderados por precio

El valor de estos índices se calcula en función de los precios de las acciones de las empresas que componen cada índice. En este caso la empresa con el precio más alto por acción ejercerá un impacto mayor sobre el conjunto del índice, en comparación con una empresa con un precio por acción más bajo. Por ejemplo, una empresa con un precio por acción de 2.000$ tendrá 50 veces la influencia de una empresa con un precio por acción de 40$. El Dow Jones Industrial Average y el Nikkei 225 son algunos ejemplos de índices ponderados por precio.

Cómo se analizan los índices

Cada índice es ligeramente diferente de los otros, y por tanto para cada uno has de estudiar detalles tales como sus horarios de trading y su ponderación. También es importante saber cómo se analizan los índices por análisis técnico y por análisis fundamental. Al usar análisis técnico puedes estudiar patrones y tendencias a fin de identificar niveles de soporte y resistencia que te sirvan como indicadores fiables de futuros objetivos y puntos de giro en el precio.

Al usar análisis fundamental tendrás que estudiar los elementos que afectan a los precios de las acciones. Factores tales como informes de resultados empresariales y nuevas regulaciones pueden ejercer un impacto significativo sobre un índice. Los datos económicos también pueden afectar al valor de un índice.

Por ejemplo, las publicaciones de datos importantes tales como cifras de desempleo, informes sobre confianza del consumidor o datos de inflación pueden movilizar enormemente el sentimiento del mercado, y por tanto el desempeño de un índice. Por tanto, debes ser capaz de identificar cualquier evento del mercado que pueda afectar a los movimientos del precio.

La correlación entre índices y otros mercados

Dado que los índices son una agrupación de acciones individuales, hay algunas correlaciones importantes entre el valor de los índices y el de otros mercados relacionados. El mercado Forex es uno de esos mercados relacionados que puede influir en los movimientos en el precio de los índices. Ha menudo hay una fuerte correlación entre la fortaleza relativa del índice de bolsa nacional de un país y el desempeño de su divisa. Por ejemplo, el valor del índice Dow Jones en Wall Street probablemente se verá afectado por el desempeño del dólar de EEUU en los mercados.

El mercado de valores también está relacionado con el mercado de índices y puede influir en los movimientos en el precio de los índices. Por ejemplo, el S&P 500 refleja el desempeño del mercado de valores en los EEUU, mientras que el DAX 30 es un valioso indicador del mercado de valores alemán. Adicionalmente, las variaciones significativas en los precios de las acciones de un sector en particular pueden ejercer un impacto sobre los valores de los índices, especialmente si el sector supone una parte desproporcionadamente grande del índice concreto sobre el que deseas operar.

Antes de que comiences a operar, es importante comprender los componentes del índice que elijas, y cómo pueden afectarles los eventos en mercados mundiales correlacionados. Aprender sobre el mercado te ayudará a evitar errores de trading que te puedan costar el éxito en el mercado.

2. Encuentra un índice con el que sientas confianza

Antes de que puedas operar tienes que elegir un índice que conozcas bien. Debes comprender cómo y por qué se mueve el precio del índice que hayas elegido. Cuando comiences en el mercado puedes afinar tu búsqueda de un índice usando investigación y noticias del mercado para identificar las oportunidades de trading y la volatilidad que ofrecen los diferentes índices.

3. Decídete por una estrategia

Elegir la estrategia de trading con CFD sobre índices que mejor te va depende de varios factores que incluyen tu tolerancia al riesgo y la escala temporal de tu operativa. Algunos de los métodos comunes que puedes usar incluyen:

Operativa intradía con índices

Con el trading intradía abres y cierras todas tus posiciones dentro de una única jornada de mercado, y tus operaciones normalmente durarán unas pocas horas.

Operativa de scalping con índices

El scalping es una estrategia de trading a ultracorto plazo en la que buscas abrir y cerrar operaciones en unos pocos minutos. En otras palabras, el objetivo es ganar pequeños beneficios con frecuencia. Para lograr beneficios significativos tendrás que realizar un gran número de operaciones o bien negociar con grandes volúmenes.

Operativa de tendencias con índices

El trading en tendencias (swing trading) conlleva una escala temporal más larga que puede llevar desde unos pocos días hasta semanas e incluso meses. A diferencia del trading intradía o el scalping, con el trading de tendencias no necesitarás monitorizar tu posición todo el tiempo.

4. Elige un buen bróker

La calidad del bróker que elijas puede incrementar en gran medida tus posibilidades de tener éxito o de fracasar en el mercado. Lo que sigue son algunas de las cualidades más importantes en las que has de fijarte al elegir un bróker:

  • Seguridad. Un buen bróker deber proporcionarte un elevado nivel de seguridad para tus fondos, y un buen indicador de seguridad es la regulación.

  • Plataforma de trading. La mayor parte de tu actividad de trading ocurrirá a través de la plataforma de trading. Tu bróker debe proporcionarte una plataforma intuitiva y estable que te aporte todas las herramientas, información y funcionalidad que necesitas para operar en condiciones.

  • Ejecución. Tu bróker debe proporcionarte buenas velocidades de ejecución. Por ejemplo, bajo condiciones de mercado normales tu bróker debería ejecutar tu operación al precio de mercado que ves cuando colocas tu operación, o al menos a un precio que esté muy cerca del que solicitaste. La velocidad de ejecución es particularmente importante si usas scalping, dado que unos pocos pip de diferencia en el precio pueden hacer más difícil que la operación sea rentable.

  • Costes por transacción. Cada vez que operas tienes que pagar una comisión, por lo que has de buscar un bróker que te proporcione un servicio seguro y fiable por tarifas razonables.

  • Facilidad para efectuar depósitos y retiradas. Un buen bróker garantizará que puedas depositar fondos y retirar tus ingresos sin dificultades.

  • Asistencia. Debes elegir un bróker con el que puedas contactar fácilmente cuando surjan problemas.

5. Abre una posición y opera

Una vez hayas elegido un bróker, puedes abrir una cuenta y comenzar a operar en unos pocos pasos.

Paso 1 | Decide la dirección en la que deseas operar

Una vez estés conforme con tu investigación y análisis del mercado, tienes que decidir la dirección de tu operación. En un mercado alcista puedes abrir una posición larga (comprada), y cuando creas que el valor de un índice va a caer puedes abrir una posición corta (vendida).

Paso 2 | Coloca tu operación

Cuando coloques tu operación elige un tamaño de posición que se ajuste a tu presupuesto. También resulta crucial minimizar las pérdidas y protegerte contra cualquier volatilidad inesperada usando una sólida gestión del riesgo. Esto se debe a que las tendencias del mercado no son infalibles y el mercado todavía puede ir en tu contra. No uses un apalancamiento excesivo, y haz uso de herramientas tales como órdenes de stop-loss, órdenes limitadas y stop garantizados.

Paso 3 | Monitoriza y cierra tu operación

Una vez que hayas abierto una posición deberías estar pendiente de cualquier movimiento del mercado en tiempo real y recibir alertas que te ayuden a tomar mejores decisiones de trading. Cuando desees cerrar tu posición puedes hacerlo automáticamente o manualmente colocando una operación en la dirección opuesta a la inicial. Tu posición también se cerrará automáticamente cuando se alcancen las órdenes de stop-loss o limitadas.

Ejemplo | Abrir largos en el S&P 500

Supongamos que el S&P 500 se cotiza actualmente a 2.863,70 y que tu bróker te requiere un margen del 5%.

Tu investigación sugiere que el sentimiento del mercado hacia el S&P 500 es positivo y decides comprar dos lotes por un valor de 5.727,40$. Dado que el bróker solamente requiere un 5%, abres esta posición con tan solo 286,37$. Nota: Un tamaño de un lote significa que obtienes un beneficio o pérdida de 1$ por cada punto de movimiento en el precio.

Si el índice se mueve posteriormente hasta los 3.209,70 y cierras la posición, tu beneficio será de 692$ ([3.209,70 – 2.863,70] x 1$ x 2). Este es el beneficio antes de contabilizar el spread que te carga tu bróker por la operación. A la inversa, si el mercado se mueve en tu contra el mismo número de puntos, tendrás una pérdida de 692$, que es significativamente mayor que tu margen de 286,37$. Este es el motivo por el que es importante usar el apalancamiento con prudencia, ya que puede multiplicar tus pérdidas tanto como multiplica tus ganancias.

Puedes operar con índices de todo el mundo, pero en algunos es más fácil que en otros. Para ayudarte en tu búsqueda de los mejores índices en los que operar, aquí tienes algunos de los más populares.

El Dow Jones Industrial Average o US30, comúnmente conocido como el Dow, sigue las acciones de 30 de las mayores y más influyentes empresas en nueve sectores económicos de los Estados Unidos. Es uno de los índices más antiguos y conocidos del mundo, y sus movimientos se usan como un indicador para valorar el sentimiento mundial hacia el riesgo.

El SPX500, comúnmente conocido como el S&P 500, es otro de los índices más ampliamente conocidos del mundo. Incluye a las 500 mayores empresas de EEUU y fue creado por la firma Standard & Poor’s. Este índice ponderado por valor de mercado tiene una fuerte correlación con otros mercados, lo que le hace una elección popular entre los traders que operan en índices.

Al NASDAQ se le conoce sobre todo por representar al sector tecnológico. Aunque también incluye varios sectores más, casi la mitad de los valores del índice son de empresas tecnológicas. El NASDAQ es el índice ponderado por valor de mercado de más de 2.500 títulos cotizados en el mercado de valores NASDAQ. Los componentes del índice incluyen acciones comunes, acciones sectoriales o vinculadas y fideicomisos de inversión en bienes inmuebles.

Índices de bolsas europeas populares

Los índices de bolsas europeas representan a toda una gama de empresas de toda la Eurozona, y algunos de los
más populares incluyen al FTSE 100, el DAX 30, el CAC 40 y el Euro Stoxx50.

El FTSE 100, también conocido como el UK 100, contiene algunas de las mayores empresas reguladas por la legislación británica, y se concentra en los sectores de energía, minería, petróleo y gas, servicios financieros y farmacéuticos. La característica singular de este índice es que no todas sus empresas componentes están radicadas en el Reino Unido, pero todas ellas se cotizan en la bolsa de Londres (London Stock Exchange).

El DAX 30, un índice de bolsa alemán, está compuesto por las 30 mayores empresas de la bolsa de Frankfurt (Frankfurt Stock Exchange) por capitalización de mercado. El DAX está entre los índices más negociados debido a su volatilidad consistentemente más alta en comparación con otros índices.

De manera similar al DAX 30, el CAC 40 es un índice francés de bolsa que está compuesto por las 40 mayores empresas de la bolsa de París (Paris Stock Exchange) por capitalización de mercado. Dado que Francia es una de las principales economías de Europa, el CAC se usa frecuentemente para valorar la salud de la economía europea en su conjunto.

El Stoxx 50 es el índice de bolsa de Euronext, que incluye a las 50 mayores empresas de Europa por capitalización de mercado. Al índice se le considera a menudo como el Dow Jones europeo, y es una buena opción si buscas concretamente operar sobre la economía de la Eurozona en su conjunto. Los valores componentes de este índice ponderado por valor de mercado se revisan anualmente en septiembre.

Índices australianos y asiáticos populares

Aunque menos populares entre los traders del Reino Unido y los EEUU debido a la diferencia horaria, los principales índices australianos y asiáticos
ofrecen algunas buenas oportunidades para los traders.

El índice de bolsa Nikkei (Nikkei 225), también conocido como el índice de la bolsa de Tokio, es el índice más importante de las bolsas de valores japonesas, y un indicador clave del desempeño económico de Japón. El Nikkei 225 está compuesto por 225 empresas, y dado que Japón es una economía orientada a las exportaciones, este índice ponderado por precios está muy correlacionado con los mercados de valores de EEUU.

El AUS 200, más comúnmente conocido como el ASX200, incluye a 200 de las mayores empresas de Australia por capitalización de mercado. Estas empresas representan una proporción significativa de la capitalización de mercado en Australia, y por tanto el índice es una manera de valorar la situación del mercado australiano. El ASX200 es un índice ponderado por valor de mercado.

Operar online sobre índices

Con una buena comprensión del trading con CFD sobre índices y un aprendizaje continuado serás capaz de desarrollar tu destreza en el trading e incrementar tus posibilidades de tener éxito en el mercado de índices. Además, operar sobre índices te ayudará a ir siguiendo el desempeño económico de diferentes países y sectores, y puedes sacar partido a este conocimiento al diversificarte a otros mercados como el de divisas.

Comienza a operar
en cuestión de minutos.

Abre una cuenta ahora mismo

bullet Accede a más de 10.000 instrumentos financieros
bullet Apertura y cierre automático de posiciones
bullet Noticias y agenda económica
bullet Indicadores técnicos y gráficos
bullet Muchas más herramientas incluidas

Por el hecho de proporcionarnos tu correo electrónico, aceptas la política de privacidad de FP Markets y consientes en recibir correos de promoción y de marketing de la empresa. Puedes cancelar la suscripción cuando quieras.





Get instant Updates in Telegram
Mapa del sitio | © FP Markets 2020